La semana pasada nos llamó Silvia para decirnos que Ariadna ya había nacido y que quería posar para nosotros. Los estudios de bebés suelen ser bastante dificultosos a la vez que gratificantes, y éste no iba a ser menos. El estudio lo teníamos programado para el lunes, pero como “el hombre propone y Dios dispone”, Ariadna decidió que esa mañana no quería dormir a pesar de lo dormilona que me la habían “vendido” sus padres.

Entonces decidimos hacerlo el miércoles,y la peque decidió darnos el placer y echarse una buena siesta. Desde aquí darles las gracias a sus padres, Carlos y Silvia (y a María que fué la que nos recomendó) por confiar en nosotros y por sus palabras. Clientes así, hacen que nuestro esfuerzo en mejorar continuamente valga la pena. Muchas gracias.

Os dejamos unas imágenes.

 

                                       Vuestros comentarios nos ayudar a mejorar. Gracias

Prev Fotografía de boda: Martín & Magali
Post FIB 2012: Jueves ...

4 Comments

Deja tu mensaje

× ¿Cómo puedo ayudarte?